Más de 3.000 documentos filatélicos componen la colección que María Teresa Miralles ha ido recopilando durante 30 años. Todos ellos con un nexo en común, la enfermería. Sellos nuevos, sellos viejos, telegramas y tarjetas máximas son sólo algunos ejemplos de lo que Miralles ha conseguido a lo largo de su vida.

Reconocer la presencia y la labor de la enfermería a través de distintos objetos llevó a Miralles a encontrar el primer sello protagonizado por la profesión. “Indagando descubrí que hay muchas enfermeras que aparecen en los sellos con nombre propio. Tres en el siglo XVII, cinco o seis en el XVIII, 42 en el XIX y 14 en el XX”, cuenta la enfermera, que desea que haya alguna también en el siglo XXI.

“Hay mucha documentación filatélica que recoge el trabajo de las enfermeras. Por ejemplo, algunos países en los que se ha reunido el Consejo Internacional de Enfermeras (CIE) emitieron un sello para conmemorar el congreso”, explica Miralles. Japón e Israel son dos de estos países.

Por otra parte, hay momentos en los que la enfermería cobra un papel fundamental, como en los conflictos bélicos. “Algunas administraciones como Australia han emitido sellos en los que se reconoce la labor de la enfermera durante la guerra”, resalta Miralles.

El de Australia, por ejemplo, conmemora la participación del país en la segunda Guerra Mundial y honra la memoria de aquellos que defendieron el país. “En este reconocimiento que hicieron aparece un soldado de infantería, un marine, un aviador y una enfermera”, comenta.

Además de los sellos y documentos filatélicos, la enfermera ha ido añadiendo a su colección también cartas prefilatélicas, como una que una orden religiosa de Francia envió a la casa madre de esa institución y en la que rinden cuentas de los gastos que ha hecho para el cuidado y la atención a los enfermos.

Para ella, todos estos documentos son especiales. “No tengo ningún favorito porque cada uno tiene su historia. De España, por ejemplo, hay unos sellos muy bonitos de la Reina Victoria Eugenia con el traje de dama enfermera de la Cruz Roja”, asevera.

Ahora, Miralles ha organizado junto al Colegio de Enfermería de Cantabria una exposición con parte de estos documentos. Hasta el próximo 6 de febrero se puede visitar en el Gran Casino del Sardinero, en Santander, de 17.00 a 21.00.

ÁNGEL M. GREGORIS

Fuente: Diario del enfermero

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.